Continuando la serie de artículos que comenzamos sobre la financiación de operaciones internacionales, y después de haber analizado algunas alternativas financieras para las exportaciones, en esta ocasión queremos hablar de las  opciones específicas de financiación de las importaciones con las que cuentan las empresas. Dependiendo del tipo de operación, plazo, importe, divisa, comprador, situación de riesgo-país, etc., cambiará la fórmula financiera más adecuada en cada circunstancia. En este post hablaremos con detenimiento del Confirming Internacional y del Leasing de Importación.

Herramientas de Financiación de las Importaciones

CONFIRMING INTERNACIONAL

El confirming es un servicio financiero, que ofrece una entidad financiera (o empresas privadas) para facilitar a sus clientes la gestión del pago de sus compras. Se ofrece para pagar las facturas con anterioridad a la fecha de vencimiento de éstas o para obtener de parte del banco la financiación que el proveedor no estuvo dispuesto a otorgar, de esa forma, la relación entre cliente y proveedor no se daña y el cliente obtiene el plazo que requiere. Su uso es frecuente en empresas que tengan diversificados sus proveedores, que deseen dilatar el pago a proveedores o que tengan un sistema de pagos complejo. De hecho, es un factoring inverso ya que lo inicia el cliente y no el proveedor.

Ventajas del Confirming para el cliente importador español

  • Aumenta la capacidad de negociación con los proveedores.
  • Elimina determinados trabajos administrativos propios de los departamentos de pagos al exterior.
  • Mejora la gestión de tesorería, ya que posibilita la simplificación y previsión de las entradas y salidas de flujos monetarios.
  • Las órdenes de pago se reagruparán por vencimientos, haciéndose un único cargo por cada vencimiento.

Ventajas del Confirming para el proveedor exportador extranjero

  • Rápido y sencillo sistema de financiación que no consume su riesgo bancario.
  • Eliminación de los trabajos inherentes a los procesos de cobro.
  • Mejora de los ratios de balance.
  • Se adapta a las necesidades de tesorería de cada proveedor.

LEASING DE IMPORTACIÓN

El arrendamiento financiero o leasing de importación constituye, sin duda, una interesante alternativa para financiar la adquisición, en los mercados exteriores, del equipamiento necesario para la actividad productiva. 

El importador elige, de acuerdo con sus necesidades, tanto el bien a importar como el proveedor del mismo, y pacta las correspondientes condiciones de entrega, forma de pago, etc. Todo ello es luego reflejado en una factura proforma emitida a nombre de la entidad emisora de la financiación, que se encarga de la importación del equipo, así como de los trámites que ésta conlleva (transporte, aduana, etc.). Así, por tanto, la operación se instrumenta mediante la compra, por parte del establecimiento financiero de crédito, en firme de los bienes objeto de leasing y la entidad efectúa el arrendamiento financiero de los mismos al importador.

Entre las múltiples ventajas que ofrece el leasing de importación, cabe destacar las siguientes:

Ventajas Financieras del Leasing de Importación

  • Financiación total de la inversión total.
  • Estructura de pagos adecuada a la situación financiero-fiscal del cliente.
  • Eliminación de impactos inflacionistas al predeterminarse tanto cuotas, vigencia del contrato, y valor residual del equipo.

Ventajas Fiscales del Leasing de Importación

  • Intereses: Deducción en el impuesto sobre Sociedades o en el I.R.P.F. de la parte de las cuotas correspondientes a intereses, sin ninguna limitación.
  • Amortización: Deducción en los impuestos antes citados de la parte de las cuotas correspondientes a amortización.

Otras ventajas del Leasing de Importación

  • Amortización acelerada sin impacto en la cuenta de resultados.
  • Disponibilidad del equipamiento tecnológicamente avanzado sin recurrir a la propia tesorería.
  • Libre elección del momento de devengo del I.V.A.
¿Buscas financiación para tus importaciones?